La mayoría de las mujeres nos teñimos el cabello ya sea de rubio, negro,  rojo, etc, el color no importa, en lo que si debemos fijarnos es en no dañar el cabello haciendo que se reseque y pierda brillo.

Sigue estos sencillos pasos para lucir un cabello sano, aún teñido:

  1. Empieza a prestar un poco más de atención y elige una buena marca de coloración.
  2. Utiliza mascarillas nutritivas y vapor con regularidad.
  3. Apuesta por shampoos reparadores y protectores de color, y después de cada lavado utiliza acondicionador. (Te recomendamos los productos Nia® de DS Laboratories.
  4. Utiliza productos con protector solar, lo que te permitirá llevar el cabello suelto y de forma natural.
  5. Si prefieres el “look mojado” aplica una mascarilla capilar suavizante a modo de gel fijador.
  6. Usa mascarillas nutritivas con regularidad.